Santiago García-Clairac

santiagoEn la última edición del Encuentro de Dos Hermanas 2013, me invitaron a dar una charla de inauguración que, ahora que han pasado unos meses, quisiera recordar para ponerla a prueba. Siempre es bueno revisar lo que uno ha dicho y, de paso, añadir algunas cositas.
El título era “Ya no valen las espadas”, frase entresacada de la obra de Tolkien y pronunciada por Gandalf en un momento de gran peligro para él y sus amigos. Se supone que queríamos utilizar esta frase para hacer referencia a la situación actual.
Una escenario en el ya no valen ni las espadas ni las armas tradicionales.
De hecho, ya no vale casi nada para luchar contra el gran enemigo de muchas cabezas: la crisis, el abuso de la tecnología, las bajas ventas…
Dije que solo valía una cosa para afrontar el futuro: la imaginación.
Si nuestros libros son buenos, nada tenemos que temer.

La tecnología es un bicho de doble cara. Es buena y es mala, depende del uso que se le dé. Pero debemos recordar que la tecnología la usamos todos, no solo nuestros enemigos.
Cuando aprendamos a utilizarla, veremos que la tecnología es la nueva espada que nos puede ayudar, pero no es la panacea, no es nuestra única arma ni es la solución definitiva.
Nuestra verdadera arma es nuestra imaginación. También lo es nuestra exigencia de calidad. Y también una visión optimista del futuro.
Ahora se dice que los escritores podrían desaparecer si no se valora su trabajo. Todo el miedo tiembla de miedo ante el gigante amazónico que vende libros a precio bajo, pero me pregunto si es nuestro verdadero y peor enemigo.
¿Desde cuándo tenemos que temer a los libros baratos, mal editados, mal escritos, mal maquetados y peor promocionados? ¿A qué le tenemos miedo? ¿Quién es nuestro enemigo?
Me temo que, a veces, nosotros somos nuestro peor enemigo. Nosotros y nuestro miedo.
Y luego están los escritores mediáticos, con la princesa del pueblo a la cabeza, que venden toneladas de papel impreso, como si fuesen churros.
¿De verdad los autores mediáticos nos perjudican?
¿De verdad alguien piensa que un buen libro, bien escrito, bien editado, bien maquetado y bien promocionado compite con esos productos?
¿Tanto miedo nos han metido en el cuerpo?
Sin embargo, ya sabemos que hay público para todo y que todos los productos tienen un comprador. Pasa con los productos de limpieza, de alimentación, con los automovilísticos…
¿Quién espera vender a un buen libro a alguien que no lo quiere o que no le interesa la literatura?
Yo creo que los buenos libros tienen su futuro en manos de buenos lectores, no en coleccionistas de autógrafos de personajes famosos.
Ahí está la clave. Ahí está la solución. En acercar nuestros libros a los lectores que buscan literatura, sean muchos o pocos. Creo que deberíamos gastar más tiempo en buscar buenos lectores que en focalizar nuestra rabia en esos supuestos competidores.
Así que me vuelvo a reiterar en la base de mi discurso: la tecnología no es nuestra enemiga, las plataformas de libros baratos y mal construidos no tienen nada que ver con lo que hacemos y los autores mediáticos tienen otro mercado que no es el nuestro.
En el fondo, lo tenemos fácil: solo tenemos que seguir haciendo lo que sabemos hacer y no dejar que nos distraigan con fantasmas apocalípticos que predicen un futuro horrible a los buenos libros y a los buenos escritores.
Los escritores seguirán existiendo, los buenos libros seguirán existiendo y los buenos lectores también… Y los oportunistas también.
En fin, no quería dar un mitin ni nada parecido, solo quería decir que deberíamos dejar de hacer publicidad gratuita a los que no merecen nuestra atención, y que, además, nos ignoran. No perdamos tiempo y dediquémonos a lo nuestro, a lo que sabemos hacer: escribir buenas historias. A lo que ya hacemos.
No le demos vueltas a lo de los archivos compartidos, ya se ocupará quien se tenga que ocupar. Nosotros, a lo nuestro, a escribir.
Y a mantener las espadas de la calidad en alto.
Un saludo.

Santiago García-Clairac
www.loslibrosdesantiago.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: